Ir al contenido principal

¿Hasta qué punto es más seguro Linux que Windows?

Muchas veces habrás leído (también en este blog), que Linux es más seguro que Windows. Pero, ¿hasta qué punto es esto así? Pues quizá más de lo que esperas.

El primer motivo es simple: Linux es (por desgracia) mucho menos usado que Windows en el escritorio, y es por ello que la mayoría de ataques dirigidos a este público se crean para windows. 

Pero hay más. Linux es de código abierto, por lo que si tú ves una vulnerabilidad y tienes conocimientos suficientes tú mismo puedes parchearla. Esto ocasiona que la mayoría de vulnerabilidades se solucionen muy poco tiempo después de ser descubiertas. ¿Quién sabe qué vulnerabilidades tendrá Windows que a Microsoft no le interesa parchear, y que (quién sabe...) ponga dinero para que nadie las saque a la luz? 

Y hay todavía más. Resulta que por la forma de UNIX (base de Linux) de gestionar los procesos, un proceso no puede acceder a toda la memoria, sino solo a una parte reservada para él. Así, un proceso no puede "intervenir" en otro. De esta forma, los ataques no son propiamente virus, sino exploits (según Wikipedia: Exploit (del inglés exploit, "explotar" o 'aprovechar') es un fragmento de software, fragmento de datos o secuencia de comandos y/o acciones, utilizada con el fin de aprovechar una vulnerabilidad de seguridad de un sistema de información para conseguir un comportamiento no deseado del mismo.)

Y otra cosa. Linux es multiusuario de verdad, no como Windows, que es casi una pegatina. Solo el usuario ROOT tiene acceso a todo el sistema, por lo que si tú estás usando tu usuario y se te ataca mediante un exploit, puede que pierdas tus datos, pero el sistema no se dañará. En cambio, en Windows, y aunque uses un usuario "sin permisos de administrador", un programa puede acceder a todo el sistema, y si el programa es malicioso... pues ya sabes qué ocurrirá. Ah, y mientras que en Linux el usuario principal creado al instalar el sistema no es ROOT, el usuario principal de Windows sí que es administrador.

Siguiente, Linux es un sistema modular, por lo que si algo falla se puede eliminar (incluso el kernel no lleva más de cinco minutos cambiarlo) y el sistema no se desmorona por completo. ¿Y qué pasa con Windows? Pues que si algo se rompe no se puede cambiar, y si el kernel (u otra parte importante del sistema) se daña o tiene alguna vulnerabilidad y es explotada te toca reinstalar todo el sistema.

Por consiguiente, queda bastante claro que Linux es bastante más seguro que Windows.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Qué tiene Linux Mint que no tiene Ubuntu, y por qué es mejor para principiantes

Aquí se detalla por qué la distribución Linux Mint (derivada de Ubuntu) es mejor para principiantes que la propia Ubuntu. 

Lo primero, tiene repositorios propios aparte de los de ubuntu, y es desde ahí desde donde actualiza los paquetes, no desde los de ubuntu, como sí hacen otras distros derivadas, evitando así los temidos problemas de incompatibilidad.

También trae más aplicaciones por defecto, además de un gestor de software más simple, pero que funciona más rápido y mejor. Así instalar programas es tan fácil como en android, accedes, la buscas y pulsas instalar. Las aplicaciones se ordenan por categorías.




Otro punto muy importante, es que mientras el gestor de actualizaciones de ubuntu actualiza todo, el de Linux Mint clasifica las actualizaciones en niveles del 1 al 5. Lo recomendable es instalar los niveles 1,2 y 3, mientras que los niveles 4 y 5 se desaconsejan, a menos que sepas lo que estás haciendo.



Otra ventaja, es que posee uno de los mejores escritorios disponibles, que aunqu…

Cómo configurar adecuadamente el gestor de actualizaciones de Linux Mint

La configuración del gestor de actualizaciones es muy sencilla, tan solo precisa unos pasos.

Lo primero que se nos pedirá es seleccionar la política de actualizaciones. Seas el usuario que seas, lo mejor es seleccionar "No estropee mi equipo"

NOTA: Las políticas se introdujeron con Linux Mint 18, por lo que si usas 17.x no tendrás esta función.



Seguidamente, veremos la pantalla principal del gestor de actualizaciones. Deberemos pulsar Editar --> preferencias, aparecerá esta ventana:



En ese mismo apartado Opciones, lo más recomendable es dejarlo como en la captura, para que no nos muestre actualizaciones que no queremos instalar (sobre todo niveles 4 y 5), pero que siempre tengamos el icono disponible.

Pasamos a la pestaña Niveles, esta bastante importante. Aquí debemos tener en cuenta el tipo de usuario que seamos. Así, si usamos repositorios externos y sus programas, y deseamos mantenerlos actualizados (por ejemplo chrome), deberemos seleccionar los niveles 1, 2 y 3. En cambi…

COMPARATIVA: los cuatro escritorios de Linux Mint a prueba

Enfrentamos a los cuatros escritorios que se ofrecen por defecto en Linux Mint: KDE, MATE, XFCE, y Cinnamon.

El propósito de esta comparativa es ayudar a los principiantes a decidir qué escritorio usar, teniendo en cuenta requisitos de hardware, aspecto visual, características generales y facilidad de uso.

REQUISITOS DE HARDWARE

CINNAMON

REQUISITOS MÍNIMOS
512 MB de RAM9 GB de espacio en disco1024 x 768 píxeles de resolución de pantallaREQUISITOS RECOMENDADOS 2 GB de RAM20 GB de espacio en disco
MATE
REQUISITOS MÍNIMOS 512 MB de RAM9 GB de espacio en disco1024x  768 píxeles de resolución de pantallaREQUISITOS RECOMENDADOS 1 GB de RAM puede moverlo más o menos bien.20 GB de espacio en discoXFCE
REQUISITOS MÍNIMOS 512 MB de RAM9 GB de espacio en disco1024 x 768 píxeles de resolución de pantallaREQUISITOS RECOMENDADOS Se afirma 1 GB de RAM, pero he probado con 512 MB y se mueve bien.20 GB de espacio en discoKDE
REQUISITOS MÍNIMOS 2 GB de RAM10 GB de espacio en disco1024 x 768 píxeles de resolución de p…